Antiguo instrumento utilizado para medir ángulos. Se le llama cuadrante o astrolabio (una de sus clases), porque consiste en una placa graduada con forma de cuarto de círculo. En uno de sus lados hay una mirilla para dirigirla hacia el astro deseado. De su vértice cuelga una plomada que indica la dirección vertical. La lectura se obtiene de la posición de la cuerda sobre el arco graduado.

Cuadrante

El cuadrante se aplicó a la astronomía y a la navegación. Los astrónomos lo usaban para medir la altura de los astros por encima del horizonte. Los marinos lo usaban sobre todo para determinar la latitud a la que se encontraban, midiendo la altura sobre el horizonte de la estrella polar o del Sol al mediodía, así como para determinar la hora del día.

 

En el siglo XVI el astrónomo danés Tycho Brahe, excéntrico millonario que construyó un castillo en una isla para hacer observaciones astronómicas. Allí fabricó cuadrantes de hasta dos metros de radio, que necesitaban de varias personas para ser movidos. Pero con ellos Tycho obtuvo las observaciones astronómicas más precisas que se habían hecho hasta entonces. En especial aquellas asociadas al planeta Marte, que posteriormente le ayudaron a Johannes Kepler a encontrar que las órbitas de los planetas tienen forma elíptica.

Dentro de las actividades pedagógicas que se pueden realizar con este instrumento, está su propia construcción con materiales sencillos y baratos. Incorporando los conceptos geométricos y matemáticos. Luego está el proceso de medición y registro de diferentes alturas no solo de objetos celestes, sino terrestres con los cuales se inicia.

 

Actividad de construcción:

Un cuadrante es fácil de construir desde cero. Necesitamos transportador, una cuerda y un peso. O partiendo de una plantilla como la siguiente.

cuadrante 2

Se recorta por la línea punteada exterior, se dobla sobre la línea punteada superior y haciendo un tubo de papel se usa a modo de mira. Se hace un agujero en el pequeño círculo y se pasa un cuerda a través de él, finalmente se ata un peso a la cuerda.

Ahora a medir la altura de astros sobre el horizonte. Por ejemplo:

  • Movimiento de la Luna.

En las noches que puedas seguir a la Luna registra su movimiento. Mide su altura sobre el horizonte cada media hora con tu cuadrante. Mira al centro de la Luna y anota el valor marcado por la cuerda. Para mayor precisión realiza tres medidas consecutivas y calcula el valor promedio (Ver tabla).

FECHA: _________________                                          FASE LUNAR: ___________________

HORA ALTURAS (Grados) VALOR PROMEDIO
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     
     

¿Cuántos grados se desplaza la Luna cada hora? _________________________

Durante tres o cuatro días consecutivos realiza observaciones a la misma hora. Compara tus datos recogidos. ¿Qué podemos concluir acerca del movimiento de la Luna de un día al otro?

 

  • Podemos hacer este mismo ejercicio con un planeta que este visible en las noches.
Anuncios